Refractaria

El proceso de hormigón lanzado se ha usado para la reparación e instalación de revestimientos nuevos en instalaciones de fusión e ignición industrial desde 1915. Este particular método de construcción tiene la ventaja de permitir nuevas instalaciones durante el tiempo improductivo y de permitir la instalación "en caliente" de ciertos materiales como una parte rutinaria del ciclo de producción. Putzmeister tiene una vasta experiencia en el cambio de revestimientos de: